jueves, 18 de febrero de 2016



INCREMENTANDO LA RSC (RESPONSABILIDAD SOCIAL COOPERATIVA)

La responsabilidad social cooperativa o responsabilidad social empresarial, es el compromiso voluntario por parte de las empresas en las actividades sobre el mercado.

El propio hecho de hablar de responsabilidad, no solamente implican el cumplimiento de obligaciones legales, sino también la gestión de leyes e implicaciones  entre los cuales figuran:


  •  Condiciones que permitan el desarrollo personal en el trabajo.
  •  El respeto hacia las personas que dependen de los servicios institucionales los cuales son  ciudadanos con derechos.
  •  Conciliación entre el trabajo y la vida laboral de los empleados.
  • Trato imparcial a las personas en el medio laboral y profesional.


Sin embargo, no existe una definición única de RSC, bajo todas estas implicaciones toman protagonismo tres características.

La primera es la existencia para la empresa de obligaciones que van más allá de responsabilidades económicas.

La segunda es que la RSC tiene una acepción de principios básicos que deben caracterizar a la empresa para que sus asociados quieran permanecer en ella con el transcurso del tiempo, promover la participación constante y orientar un correcto comportamiento ante sus obligaciones primordiales.

A diferencia de instituciones financieras con una administración rígida, la existencia de una RSC en las cooperativas, agrega objetivos morales, éticos y sociales a quienes la administran. Esto permite alinear los objetivos empresariales con los objetivos sociales, permitiendo adquirir conceptos productivos fuera del enfoque tradicional.


Algunas empresas se han visto en la necesidad de adoptar RSC con comportamientos éticos para apreciar diferencias entre mercados maduros y saturados, encontrando resultados positivos con beneficios económicos para un buen desempeño social.

martes, 3 de marzo de 2015




ACOINCI de R.L.

Tu mejor opción financiera



La importancia de ahorrar para el futuro

Durante este tiempo, agradecemos su confianza puesta en ACOINCI de R.L por ello le entregamos consejos útiles sobre la importancia del ahorro familiar por formar parte de nuestro grupo de asociadas.
Recuerde que el ahorrar ahora establece una reserva para el futuro, con el ahorro se puede prever la autosuficiencia económica para conformar un capital, que por pequeño que sea, cubrirá compromisos futuros como son:
  • La educación de sus hijos.
  • El poder tomar una vacaciones y viajar.
  • La posibilidad de comprar una casa.
  • Para su jubilación.
  • Le ayudará a mejorar su situación financiera, por ejemplo al pagar sus cuentas pendientes y mejorando su calificación crediticia.
Recuerde que los ahorros también pueden servir para cubrir emergencias de cualquier tipo e incluso para solventar deudas o pagos temporales mientras se recupera de una situación inesperada.

En ACOINCI de R.L. le brindamos cinco tipos de cuentas de ahorro preparadas para los tipos de necesidades que estime necesarios, las cuales son:

- Cuenta de ahorro KID: Ideal para padres que piensan en el futuro de sus hijos que aún no cumplen su mayoría de edad.

- Cuenta de ahorro a plazo fijo: Planeada para asociados que preveen lapsos de tiempo definido para inversiones o estrategias de negocios.

-Cuenta de ahorro navideña: Este tipo de cuenta beneficia a los asociados que desean tener disponible efectivo en las temporadas de inicio y cierre de año.

sábado, 14 de febrero de 2015

Principios y valores cooperativos

Los principios y valores son los elementos distintivos de las organizaciones y empresas cooperativas. Ya en 1844, los Pioneros de Rochdale, fundadores de la primera cooperativa de la historia, habían formulado un sistema de principios simple, claro y contundente, que les aseguró la conducción de la organización en beneficio de sus miembros.
La nueva Declaración de Identidad Cooperativa adoptada por la II Asamblea General de la ACI -que se realizara en el mes de setiembre de 1995 en la ciudad de Manchester, en oportunidad de la celebración del Centenario de la Alianza- incluye una nueva definición de cooperativa y una revisión de la formulación de los Principios y Valores Cooperativos. La nueva formulación mantiene la esencia de un sistema de principios y valores que demostró ser eficiente en casi 170 años de historia y contribuyó a transformar al cooperativismo en una de las mayores fuerzas sociales y económicas a nivel mundial, a la vez que incorpora nuevos elementos para una mejor interpretación del momento histórico actual.


DEFINICIÓN DE COOPERATIVA

Una cooperativa es una asociación autónoma de personas que se han unido voluntariamente para hacer frente a sus necesidades y aspiraciones económicas, sociales y culturales comunes por medio de una empresa de propiedad conjunta y democráticamente controlada.

VALORES COOPERATIVOS

Las cooperativas se basan en los valores de ayuda mutua, responsabilidad, democracia, igualdad, equidad y solidaridad. Siguiendo la tradición de sus fundadores sus miembros creen en los valores éticos de honestidad, transparencia, responsabilidad social y preocupación por los demás.

PRINCIPIOS COOPERATIVOS

Primer Principio: Membresía abierta y voluntaria
Las cooperativas son organizaciones voluntarias abiertas para todas aquellas personas dispuestas a utilizar sus servicios y dispuestas a aceptar las responsabilidades que conlleva la membresía sin discriminación de género, raza, clase social, posición política o religiosa.

Segundo Principio: Control democrático de los miembros
Las cooperativas son organizaciones democráticas controladas por sus miembros quienes participan activamente en la definición de las políticas y en la toma de decisiones.
Los hombres y mujeres elegidos para representar a su cooperativa, responden ante los miembros.
En las cooperativas de base los miembros tienen igual derecho de voto (un miembro, un voto), mientras en las cooperativas de otros niveles también se organizan con procedimientos democráticos.

Tercer Principio: Participación económica de los miembros
Los miembros contribuyen de manera equitativa y controlan de manera democrática el capital de la cooperativa. Por lo menos una parte de ese capital es propiedad común de la cooperativa.
Usualmente reciben una compensación limitada, si es que la hay, sobre el capital suscrito como condición de membresía.
Los miembros asignan excedentes para cualquiera de los siguientes propósitos: El desarrollo de la cooperativa mediante la posible creación de reservas, de la cual al menos una parte debe ser indivisible; los beneficios para los miembros en proporción con sus transacciones con la cooperativa; y el apoyo a otras actividades según lo apruebe la membresía.

Cuarto Principio: Autonomía e independencia
Las cooperativas son organizaciones autónomas de ayuda mutua, controladas por sus miembros.
Si entran en acuerdos con otras organizaciones (incluyendo gobiernos) o tienen capital de fuentes externas, lo realizan en términos que aseguren el control democrático por parte de sus miembros y mantengan la autonomía de la cooperativa.

Quinto Principio: Educación, formación e información
Las cooperativas brindan educación y entrenamiento a sus miembros, a sus dirigentes electos, gerentes y empleados, de tal forma que contribuyan eficazmente al desarrollo de sus cooperativas.
Las cooperativas informan al público en general, particularmente a jóvenes y creadores de opinión, acerca de la naturaleza y beneficios del cooperativismo.

Sexto Principio: Cooperación entre cooperativas
Las cooperativas sirven a sus miembros más eficazmente y fortalecen el movimiento cooperativo trabajando de manera conjunta por medio de estructuras locales, nacionales, regionales e internacionales.

Séptimo Principio: Compromiso con la comunidad
La cooperativa trabaja para el desarrollo sostenible de su comunidad por medio de políticas aceptadas por sus miembros.